¡Una máscara para mi!

En los previos de un nuevo concurso de Agrupaciones del Carnaval, uno no puede por menos que echar un poco la vista atrás, y esto es algo que hacemos con frecuencia los que empezamos a tener muchos recuerdos que compartir… Tiempos casi ya lejanos, de recuperación carnavalera alcalaína, y de búsqueda de identidades perdidas o, quizá, ni siquiera existentes, pero en todo caso, de singularidades que hicieran del nuestro el carnaval de los de Alcalá.

"No renuncio a la lucha… renuncio a los honores"

Es para mi una gran emoción dirigirme a todos mis compañeros ahora, que empiezo a respirar en el ambiente el aroma del bombo, el platillo, la guitarra y todo lo que mueve a este mundillo carnavalero tan querido por mí.

Ya han pasado algunos años desde mis comienzos allá por el año 1.989, que barbaridad, parece que fue ayer, los primeros nervios, los ensayos, las primeras ilusiones y hoy al igual que entonces sigo manteniendo las mismas emociones acrecentadas aun mas si cabe por el paso del tiempo.

Con personas así a donde haga falta...

Bueno quisiera en pocas palabras comentaros mi paso por esta comparsa, de la que me siento muy orgulloso no sólo por haber sido integrante de la misma durante 5 años sino por su trayectoria, actitud y buen hacer en este carnaval alcalaíno.

Mi experiencia en carnavales, tengo que admitirlo, era hace unos años nula. Cómo ya os he explicado varias veces, yo era de los que cambiaba Canal Sur a otra cadena cuando había carnaval en la tele. En definitiva: no tenía afición al carnaval. Sólo era un aficionado a la música y tampoco precisamente de carnaval.